miércoles, 7 de diciembre de 2011

Manos




Advierto a mi cuerpo de tus manos:
Son pesadas,
ascenderán por ti como grava caliente,
frenaran el flujo de tu piel, tu húmeda garganta,
saciarán sus dedos con tus pliegues,
sus uñas clavarán tu sexo desmedidas,
llenaran sus yemas de ti, pedirán tu grito cómplice de su lujuria.
Imitarán en su locura al amor,
pero sólo el deseo las guía.

Y mi cuerpo, mi cuerpo tenso escucha,
mi cuerpo de hambre de tus manos escucha la advertencia incendiándose con ella.
Cayendo por ella como cera derretida mi cuerpo queda suspendido por las ganas,
anhelando la llegada,
pidiendo el duro cerco de los dedos,
ansiándote las manos.

6 comentarios:

K dijo...

Sólo ver el movimiento de unos dedos y unas manos en el aire es algo que me suele incendiar...

me gustó.

:)

tomasuncafe dijo...

esa piel un deleite preciso para mi tacto, besos

Anónimo dijo...

Y el lector tiende sus manos, pretende cercar con sus dedos... y sus yemas evidencian el vacío.

Lunna dijo...

Y escribiran sobre tu piel infinitos caminos de deseo y saciando la sed que tiene de pasión.

Enhorabuena por tu blog, ha sido un placer descubrirlo y pasear entre sus renglones.

Besos.

Lunna.

David del Bass dijo...

Hola! me ha gustado mucho tu blog, no lo conocía, te invito a pasarte por el mío cuando quieras, un abrazote!

Só em Palavras dijo...

Lindo e excitante.Bjins entre sonhos e delírios